Líneas Convencionales

Calidad y Participación

El mantenimiento de la Red Convencional cuenta con las certificaciones según las normas ISO 9001, 14001 y OHSAS 18.001, lo que nos sitúa en una posición aventajada en el entorno del desarrollo y mantenimiento de las infraestructuras ferroviarias. Además es una de las primeras organizaciones de nuestro país en contar con la certificación de Sistema de Gestión Integrada.

PARTICIPACIÓN

El equipo humano de Red Convencional tiene una importante presencia en el Concurso Anual de Participación en Calidad, en el que los trabajadores exponen iniciativas de mejoras operativas y de gestión, a través de Grupos de Iniciativa y Mejora (GIM) y Equipos de Iniciativa y Mejora (EIM).

La sistematización de los procesos productivos ha propiciado un nuevo perfil de las actividades de mantenimiento que incrementan la disponibilidad de las instalaciones y mejoran la gestión de las actividades de inspección, con la consiguiente reducción de incidencias.

Dos logotipos de AENOR

GESTIÓN MEDIOAMBIENTAL

Tenemos un Sistema de Gestión Ambiental conforme a la norma 14.001:2004, para lo que hemos desarrollado una serie de procedimientos generales y específicos de las diversas especialidades técnicas, en que se identifican los aspectos ambientales afectados en cada actividad.

Contamos con 28 puntos limpios distribuidos por todo el territorio nacional, que dan servicio a todas nuestras áreas operativas. Estos puntos contribuyen de forma muy eficaz y racional a nuestro compromiso como organización respetuosa con el medio ambiente.

También hemos desarrollado una serie de Buenas Prácticas Medioambientales centradas en el ahorro de energía eléctrica, ahorro en el consumo de agua y gestión de residuos.

Certificado de sistema de gestión integrada

SEGURIDAD Y SALUD LABORAL

Logotipo de AENOR

En 2006 nos certificamos conforme a la norma OHSAS 18.001, tras la comprobación por parte de AENOR de que nuestra gestión de la seguridad y salud laboral satisface los requisitos exigidos por esa norma.

Esta certificación, que está considerada como el más elevado nivel de exigencia internacional en prevención de riesgos laborales, constata la superación muy por encima de los requisitos mínimos exigidos por la legislación vigente. Con este sello, Adif se convirtió en la primera organización ferroviaria europea que se certificó en esta norma.